Creo que el mundo es bello, que la poesía es como el pan, de todos.

lunes, 10 de noviembre de 2008

Esperando Nada


Para ser sincera, dentro de la brevedad de estos días, me he ido dado cuenta que poco a poco, me voy decepcionando más de aquello que yo ensalzaba tanto. Debo hacerme creer a mi misma que es algo que no me agrada en lo absoluto, pero es agotador, por decir sutilmente que no aguantas la superficialidad que es palpable en el aire.

Y en el humo de cada tarde te esperaba
Y en la sonrisa de cada segundo... Jamás lo fue.

¿Recuerdas que muchas veces te pregunté? ¿Lo notaste? Me resulta muy difícil poder desprenderte de aquí, donde tanto tiempo te guarde como el mejor tesoro, donde a todos hice creer que era lo mejor que había encontrado, y que nunca podría llegar a pensar una vida sin ti a mi lado, aunque fuese en tu silencio, aunque fuese en tu ceguera.
Ciertamente, me canso, de esperar, de esperar algo que yo concientemente sabia que no podria tener, y de gritarte con tan sólo mirarte a los ojos, que no aguantaba más y que me desvelaba pensando en como hacerte feliz, con pequeños detalles, que te extrañaba aun cuando estabas conmigo, y que me daba miedo el comenzar la semana, pues al verte sabría que ciertas cosas te habrían resultado como querías. Pues si bien lo que yo más quería era tu felicidad, no me dejaría de doler el saber que pensabas en alguien más, pero prefería ocultarlo, pues mi egoísmo no valía la pena tratándose de ti. El hecho de posicionarte por sobre mi, no se si me hizo más bien o mal, pero aprendí a entregarme por entero a lo que amaba, y como se lo dije a alguien más de una vez, hubiese dado mi vida por hacerte feliz. Al menos traté de hacerlo

Hoy, me levanté temprano, y decidida me convencí a dejar atrás todo lo malo, aunque eso te pudiese involucrar a ti. Quizás antes me estremecía llegar a pensar siquiera en olvidarte, y también me parecía imposible, pero hoy, no tengo nada que perder, pues jamás gané nada, y creo que todo lo que hice fue en vano, por lo tanto, empleo mi digno retiro de ti y de todo lo que te forma. Me guardo lo mejor para mi, y si me sientes distante, no te alarmes, es sólo que necesito del fiel tiempo que todo me ayudará a curar. Y sin embargo, haz sido a quien más quise...


Siempre estas, tácito, tranquilo, callado, tímido.
Deja de ocultar lo mucho que te pareces a mi



Y ojalá pueda estar
de tu sueño en la red
esperando tus ojos
y mirándote.

1 comentario:

Penelope dijo...

Se siente tu tristeza tan solo al ir recorriendo tan hermosas pero dolidas palabras.
Sabes? No creo que jamas hayas ganado nada, pues la experiencia en la vida nadie nos la regala y son circunstancias como estas las que nos dejan algo por ganar, nada ha sido en vano, poder decir adiós es CRECER...y tu lo estas logrando.

Un beso.